Cámara de diputados aprueba por unanimidad proyecto impulsado por Confusam que sanciona agresiones contra funcionari@s

Como “un gran paso en favor de las y los trabajadores de la salud”, la presidenta de la Confusam, Gabriela Flores, calificó la aprobación por unanimidad del proyecto de ley que penalizará las agresiones contra funcionari@s de la salud. Al respecto, la totalidad de las y los diputados presentes hoy en la sala de la cámara dieron su voto a favor de la iniciativa legal propuesta por el diputado Mario Venegas y apoyada por la Confusam y el Minsal.

El texto aprobado busca sanciones más severas para quienes ejerzan la violencia con  trabajador@s de salud o educación, otorgándole un estatus diferente a estas labores, restituyéndole un sentido de autoridad y de mayor connotación social a estos delitos.

El proyecto por discutir también incorpora las indicaciones promovidas por el Minsal al texto elaborado por Venegas. No obstante, establece una escala de penas que se condice con las lesiones provocadas, iniciando con multas de 11 UTM para las lesiones menores (530 mil pesos aprox.), hasta llegar a presidio en su grado medio para las lesiones graves, aspectos presentes en el proyecto del parlamentario.

Por otra parte, la iniciativa legal permite al juez determinar medidas de alejamiento del establecimiento para quienes hayan agredido a los equipos de salud, exceptuando que el agresor requiera ser atendido en caso de riesgo vital, resguardando así aspectos constitucionales.

Al respecto, Gabriela Flores, presidenta de Confusam destacó la aprobación por unanimidad “lo que indica la sensibilización de la clase política frente al sentir de quienes han sido agredidos y de sus compañer@s, que muchas veces realizan sus labores con miedo a algún ataque. Sin embargo, es importante dejar en claro que esta no es una ley contra las y los usuarios, sino todo lo contrario. Esta es una ley que protege a usuari@s y funcionari@s porque ante un ataque tod@s son afectad@s”.

Sobre las razones de esta escalada de violencia indicó que “este fenómeno se debe claramente al aumento de la delincuencia en el país, que muchas veces se toma los barrios y que afecta a todas las instituciones presentes en el territorio, como los consultorios y los colegios. Este proyecto también protegerá a las personas que concurren a los centros de salud y que ahora también están expuestas a este flagelo”.

Asimismo, dijo que “este texto, al cautelar especialmente el trabajo de Salud y Educación, devuelve una dignidad distinta a estas labores tan nobles, distinguéndolas con un resguardo especial, hecho que tendrá su impacto en como cada uno de est@s trabajador@s sienta que su verdadero valor es respetado. Es por esto que no descansaremos hasta que el Senado apruebe esta ley en el último trámite que le queda”.