Dirigentas de Confusam: UN MERECIDO HOMENAJE

Sus vidas se entrelazan con la historia de Confusam y con la de este país. Todas han colaborado durante años con su tiempo y esfuerzo para construir, primero, nuestra  organización y luego para fortalecerla. Se marchan con un  más que merecido incentivo al retiro obtenido por la Confederación. Pero, seguramente, ninguna tiene planeado jubilar sino que desde distintos ámbitos seguirán activas y combativas.

 Hace treinta años que  Aída Díaz se comprometió a fondo con el proyecto de organizar a la APS. Eran las postrimerías de la dictadura y un grupo de trabajadores y trabajadoras de la atención primaria  daba la pelea para crear una Coordinadora que les permitiese organizarse y defenderse,  en las etapas finales de la municipalización. Durante este tiempo asumió distintos desafíos dirigenciales, como ser presidenta de la Coordinadora, vicepresidenta de Confusam y también de su federación, la Octava Biobío. En la última Conferencia Nacional le correspondió presidir la Mesa.

Ahora, su proyecto es hacer sanación en Antuco. Junto a otras tres enfermeras, compraron un terreno allí y levantarán un par de cabañas, para trabajar desde la espiritualidad, recuperando aprendizajes de los pueblos originarios y el uso de las yerbas.  “Pretendemos apoyar a una población envejecida y con harto daño”, comenta optimista.

De Norte a Sur 

Cuatro fueron las dirigentas de la Fremesam homenajeadas. Aurora Araos fue presidenta de  esa federación durante 16 años. También partió desde los inicios de la Coordinadora, el año 91, colaborando desde su base en San Bernardo y durante varios periodos fue dirigenta nacional de  Confusam. En estos momentos, comparte su tiempo entre proyectos de derechos humanos en el Codepu y en la Fundación Savia que atiende a pacientes con VIH.

Mery Beatriz Gómez,  se incorporó desde temprano al proyecto de organizar a la atención primaria a través de la Coordinadora. Dirigenta de su base en Puente Alto fue parte de la directiva de Fremesam.

Se suman, Beatriz Orrego, de Afusalud, dirigenta en La Florida y María Roa, dirigenta de El Bosque.  La actual presidenta de Fremesam, Mirtha Inostroza,  señala de todas ellas, que fueron “muy colaboradoras, participativas y luchadoras”, y les desea buena suerte en las actividades que emprendan.

También se agradeció su compromiso y dedicación a Amanda Ibacache, de Aprosam Temuco, Ferfusam IX Región; Elda Jeldres, de la Federación Quinta Región;  Natalia Mosquera, Fetsaman Norte y Patricia Oviedo, de la Ferfusam II Región.

INFUSAM Nº 27, septiembre 2018

LEAVE A REPLY