Asociación Base del Consultorio La Estrella: Logros y nuevos desafíos

En 1989, en el marco del traspaso de los consultorios a los municipios, proceso que todavía se estaba llevando a cabo, y del inicio del retorno a la democracia en el país, quienes se desempeñaban en el Consultorio La Estrella de Pudahuel, se atrevieron.

Cansados de que mediante la aplicación del Código del Trabajo fueran vulnerados sus derechos, comienzan a conversar –aún con miedo- y “al oído” sobre la posibilidad de organizarse. Dos años después y ya con el sindicato en marcha, recuerda Sandra San Martín que aterrizó en el consultorio a hacer su práctica como técnico social y con apenas 17 años. Allí se quedaría, y en 2005 sus colegas le plantearon el desafío de integrarse a la Directiva de la Asociación. Recuerda que lloraba de pánico el día que resultó elegida con la segunda mayoría, porque no se sentía con las capacidades para cumplir esa tarea. Pero ya estaba hecho y solo le quedaba hacer frente a lo que venía. De allí en adelante todo fue desarrollo para Sandra como dirigente y como ser humano.

“Me formé y crecí en la organización, y también me permitió tomar el impulso necesario para seguir estudiando y cursar la carrera de Trabajo Social en la Universidad Arcis”, expresa.

Diálogo permanente

En La Estrella mantienen un diálogo permanente con las autoridades de la Corporación. Y han conseguido beneficios adicionales a los referidos en el Estatuto, como permisos especiales por fallecimiento del algún familiar, y vacaciones extras, de seis días con goce de sueldo, que pueden tomar entre el 1 de julio y el 31 de diciembre de cada año. Estas últimas obtenidas por el enorme agotamiento que significa la campaña IRA, pero también considerando que el 90 por ciento del personal es femenino y que desea estar con sus hijos en el periodo de vacaciones invernales.

Por eso hoy Sandra comenta que cada trabajador o trabajadora que llega al consultorio, lo primero que hace es “buscar al sindicato para integrarse”. Para la dirigenta uno de los desafíos extras que tiene el cargo que ha ejercido los últimos 17 años, es que el presidente sea la máxima cabeza de Confusam. Eso significa que hay que organizar puntos de prensa, sobre todo cuando estamos en conflicto, y saber dialogar con los medios cuando Esteban no está. Pero a esta altura ya está más que acostumbrada.

Lo que sí, ahora viene un nuevo desafío para ella y la organización. Sandra dejará su cargo porque buscando un mayor desarrollo profesional renuncia a su titularidad y parte a trabajar con contrato a plazo fijo, a uno de los Cescof del consultorio.

Como ya se acercan las elecciones en la Asociación, nuevos liderazgos deberán aparecer.

Asociación de Funcionarios Consultorio Pudahuel La Estrella

Soci@s: 240

Presidente: Esteban Maturana

Secretaria: Sandra San Martín

Tesorera: Carmen Vivar

INFUSAM 19, junio de 2017

2 COMMENTS

  1. Creo que es tan muy bien el reportaje solo pido corregir la cantidad de socios que está errónea son 240 trabajadores registrados como socios…

LEAVE A REPLY